Deportes

Los curiosos precedentes del triunfo japonés de Hamilton

De nuevo la cábala se hace presente en la gran historia del automovilismo


Diversos medios han reseñado todo tipo de particularidades asociadas al triunfo en el Gran Premio de Japón del piloto británico Lewis Hamilton, que le convierte en líder indiscutible del Campeonato del Mundo a falta de cuatro pruebas para el final de la temporada y que le proyecta como una verdadera leyenda viviente del deporte.

Uno de los hitos más curiosos los divulgó a través de la red social Twitter el especialista británico Alan Baldwin, quien hizo notar que el británico necesitó una hora, 27 minutos y 31 segundos.  Cifras que muestran un curioso paralelismo con el tiempo que registró el británico para conseguir la pole position el sábado, que fue de 1 minuto, 27 segundos y 31 décimas.

Analizar las marcas conseguidas por Hamilton en calificación y carrera bajo parámetros de numerología muestra otro precedente curioso.  La sumatoria de los números 1, 27 y 31 da como resultado 59, que es la misma cantidad de puntos que tras esta carrera tiene el británico de ventaja en el Campeonato sobre su principal rival, Sebastián Vettel.

Para Hamilton el triunfo en Japón fue el octavo de esta temporada, pero también fue el cuarto en ese país.  Dos de ellos fueron en Fuji y los dos restantes fueron en Suzuka.  Considerando que los números 2 y 4 son múltiplos, el resultado de relacionarlos entre sí da ocho.  Pero además, al sumarlos, da seis y esa es la cantidad de victorias que han conseguido los rivales de Hamilton que corren en equipos diferentes al de Mercedes AMG: cuatro para Sebastián Vettel y una respectivamente para Daniel Ricciardo y Max Verstappen.

Otros hitos curiosos tienen que ver con la cantidad de pole position que ha conseguido Hamilton este año: 10, y con la cantidad de pole position que ha conseguido de por vida, 71.  La resta de ambos números da como resultado 61, que es la cantidad de triunfos que el británico ha sumado de por vida.

Curiosamente la pole position lograda por Hamilton el pasado sábado es la primera que el británico consigue en Suzuka.  Si uno resta esta pole de las diez que hasta ahora ha sumado el británico, tenemos nueve.  El mismo resultado que se consigue al sumar ordinalmente la cifra 306, que es la cantidad de puntos que hasta ahora ha conseguido el británico.  

Un dato numerológico final, pero igualmente curioso es que la sumatoria de las cifras que forman el número de carreras del piloto (el 44) dan como resultado ocho, es decir, la cantidad de triunfos que ahora sumó en Japón.  Otros quisieron interpretar que uno de esos “cuatro” simboliza la cantidad de victorias en Japón y el otro representa la cantidad de títulos mundiales, dando como un hecho la conquista en el 2017.

Considerando que Hamilton usa desde hace varios años un prominente símbolo esotérico en su casco, estas analogías numéricas y numerológicas no dejan de ser realmente curiosas y sugerentes.


Según opinan los expertos en numerología y matemática, las
coincidencias numéricas que surgen al relacionar los registros
y números marcados por Hamilton en Japón son la demostración
de que estaba escrito en su destino ganar la prueba

Compartir