Deportes

Hace 10 años Force India presentó su primer monoplaza

Fue el inicio de su proyecto en la máxima categoría del motor


Voceros del equipo indio Force India se hicieron eco en las últimas horas de los comentarios de diversos portales especializados, que recordaron la fecha del pasado miércoles, al cumplirse 10 años exactos desde que el equipo presentó su primer monoplaza para participar en el Campeonato del Mundo de Fórmula 1.

El auto VJM01 fue bautizado en honor al dueño del equipo, el empresario indio Vijay Mallya y fue esencialmente una revisión del monoplaza usado hasta la temporada 2007 por el equipo holandés Spyker, de cuya compra nació Force India.

Las imágenes difundidas en las últimas horas recuerdan al VJM01 como muy parecido al Spyker Midland del año previo, pero decorado en una combinación de colores muy diferente, en la cual el blanco preponderante y el dorado reemplazaron a los tonos naranja, negro y rojo de antaño.

Al debutar en Fórmula 1, Force India confió sus destinos al piloto romano Giancarlo Fisichella, quien había militado en Renault hasta el 2007 y desarrolló íntegramente la puesta a punto y evolución de los monoplazas R25 y R26 con los cuales la marca francesa consiguió los títulos mundiales con Fernando Alonso.

Con el diseño heredado de Spyker y un motor Cosworth V8 de 2.4 litros menos potente que otros propulsores de la categoría, los esfuerzos del equipo y de Fisichella durante el primer año se orientaron hacia estabilizar la operatividad del equipo, sanear las instalaciones de Northampton en Gran Bretaña y avanzar en nuevas alianzas, como la que permitió a partir del 2009 usar motores Mercedes-Benz en versión “cliente”.

El siguiente auto del equipo, el VJM02 con motor Mercedes-Benz, resultó una sensible mejora y a su volante Giancarlo Fisichella estuvo a punto de ganar el Gran Premio belga, luego de marcar una sorprendente pole en calificación.

Tras el esplendoroso resultado de Bélgica, Fisichella fue convocado por Ferrari a fin de desarrollar el monoplaza F10 que el equipo confiaría a Fernando Alonso en 2010.  Force India siguió adelante sin el romano y recurrió a pilotos como Adrian Sutil, Vito Liuzzi, Paul Di Resta y otros para ir subiendo paulatinamente puestos en el Campeonato del Mundo.

A partir del 2014, con el ingreso del mexicano Sergio Pérez y de capitales frescos, los indios invirtieron en un ambicioso proceso de avance, cuyos frutos comenzaron a recogerse de inmediato, cuando el team se consolidó en mitad de la parrilla, ascendiendo al cuarto puesto en el 2016 y manteniéndose allí en el 2017.

Observadores de otros equipos, como el Presidente de McLaren, Zak Brown; el propietario de Haas F1 Team, Gene Haas; y el Director de Renault Sport Racing, Cyril Abiteboul, han mencionado al equipo Force India como un buen ejemplo a seguir en términos de efectividad en su gestión, considerando que es la demostración más palpable de que hoy por hoy, un proyecto que apunte a ser competitivo en F-1 necesita unos diez años de evolución antes de dar resultados.


Hace 10 años, el excéntrico y ampuloso Vijay Mallya fue
visto de soslayo por el orden establecido de la F-1, que
lo consideraron “otro millonario con ganas de jugar a las
carreras”. Hoy su equipo es uno de los más respetados
de la categoría y el mejor entre los no-top team

Compartir